lunes, 8 de agosto de 2016

LASAÑA DE CALABACÍN, BERENJENA, JAMÓN YORK Y SALMON

Pinchar aquí para ver descargar pdf

INGREDIENTES:

1-2 CALABACINES MEDIANOS (250 – 400 grms en total)
1 BERENJENA MEDIANA (300 a 350 grms)
1-2 TOMATE DE ENSALADA
3-4 CUCHARADAS DE TOMATE FRITO
3-4 LONCHAS DE JAMÓN YORK
200 Grms. SALMÓN AHUMADO
1 BOLSA DE QUEDO RALLADO
1 CUCHARADA DE QUESO PARMESANO RALLADO
SAL Y PIMIENTA
ACEITE DE OLIVA

ELABORACIÓN:

1-   Ponemos a calentar a fuego fuerte el aceite en una sartén (o plancha).
2-  Cortamos el calabacín y la berenjena en láminas de 2 milímetros de grosor. Las salpimentamos. Cuando el aceite esté caliente, las hacemos a la plancha y lo reservamos.
3-  Cortamos en laminar el tomate de ensalada (yo lo suelo pelar antes porque así no nos encontramos la piel al comerlo). Le echamos también un poco de sal.
4-  Cogemos una bandeja de cristal para horno y vamos montando la Lasaña.  Lo primero, untamos el fundo de la bandeja con el tomate frito, una capa muy fina. A continuación ponemos una capa de calabacín cubriendo toda la bandeja. Luego ponemos las láminas del tomate, y seguidamente las de jamón york (que yo también lo suelo cortar en trozos más pequeños). Seguimos poniendo las láminas de berenjena, después el salmón ahumado, otra de tomate natural y finalizamos con otra capa de calabacín.
5- Coronamos la lasaña con el queso rallado y espolvoreamos por encima con parmesano. Lo metemos a gratinar al horno, solo conectando el gratinador (no poner el horno por arriba y por abajo), hasta que esté doradito y listo para comer.


CONSEJO DE JULIANA: En esta receta hago a la plancha las láminas de calabacín y berenjena, porque uso salmón ahumado que se seca bastante si lo tienes mucho tiempo en el horno. Al tenerlas ya cocinadas en la sartén,  solo hay que meter a gratinar la lasaña y no se pasa. Si lo quisiéramos hacer todo directamente en el horno, mejor usar salmón fresco cortado muy fino y meterlo al horno por arriba y por abajo 20 minutos a 200 grados. Y después se le da un golpe de gratinador. También se puede poner una fina capa de bechamel antes de echar el queso. Yo, como mi intención es que no sea demasiado calórico, no uso bechamel y además suelo usar queso light y muy poco parmesano.  Por cierto, con estas cantidades hay para 3 personas más o menos, como cena de plato único. ESPERO QUE OS GUSTE. 
(Foto extraída de http://sanosmordiscos.blogspot.com.es/)

lunes, 6 de junio de 2016

BIZCOCHO PARA INTOLERANTES. Sin gluten. Sin huevo. Sin lactosa de vaca. Sin trigo. Sin maiz. Sin cereales. Sin levadura

Pinchar aqui para descargar PDF

INGREDIENTES

- Un yogur (de cabra u oveja), natural o con sabor a Vainilla
- Leche entera o Semidesnatada (de cabra u oveja), 1 medida de yogur
- Aceite de oliva, 1/2 medida de yogur
- Azúcar, 2 medidas de yogur
- Harina de Quinoa, 3 medidas de yogur
- Gasificante de repostería - 1 Dosis (Son dos sobres que se echan juntos)
- 1 Cucharadita* de Azúcar Vainillado en polvo
- 1/2 Cucharadita* de esencia de Mantequilla
- 1/2 Cucharadita* de esencia de Galleta/Chocolate/Nata (a elegir)
- 1 Cucharadita* de Canela Molida
(* la medida de la cucharadita es la de las cucharas que usamos para postre)


ELABORACIÓN:

1º - Encendemos el horno para que se vaya calentando, a 180º por arriba y por abajo.

2º - Echamos el Yogur, la leche, el aceite de oliva y el azúcar. Lo mezclamos bien todo con nuestra batidora. Si tiene varias velocidades, no hace falta usar la más fuerte, con la media o baja velocidad es suficiente. Tiene que quedar bien mezclado.

3º - Echamos las esencias y la canela molida. Lo mezclamos todo bien otra vez.

4º - Por ultimo, echamos la harina y el gasificante de repostería. Ahora lo mezclamos bien, y aquí es importante usar una velocidad media, no muy fuerte para que no pierda demasiado aire la masa, sino luego se nos puede venir abajo el bizcocho.

5º - Echamos nuestra mezcla en un molde untado en aceite, y lo espolvoreamos con azúcar por encima dibujando una raya a los largo (a modo de decoración) yo suelo usar siempre uno alargado de silicona, y lo metemos al horno. Se pone en la bandeja, a media altura y solo con calor por abajo. El calor superior lo apagamos. lo dejamos 40 minutos (a mí con menos tiempo se me queda un poco crudo).

Bueno, espero que os guste y os salga rico. Ya me contareis.

RECOMENDACIONES DE JULIANA: Este bizcocho está pensado para Intolerancia a la Proteína de vaca, pero si sois intolerantes a la Lactosa en general, puedes sustituir los lácteos de oveja y cabra por los de Soja, es decir, yogur de soja y leche de soja. Incluso podéis usarlos de chocolate, imagino que saldrá también riquísimo. Además, podríais echar en ese caso, en vez de una medida entera de aceite de oliva, media medida y una cucharada de margarina Artua que no lleva lactosa. Y el molde lo untáis con margarina también. Así mismo, en cuanto a la harina, mi marido es intolerante a todos los cereales, pero si podéis tomar algún cereal, usar harina normal o de maíz. Ya os digo que con Trigo sarraceno sale muy seco y más basto, pero con la de Quinoa sale riquísimo. 

Foto extraída de canal de Youtube "Platos fáciles con Tamara"